En Lecturas Archivadas entrevistamos esta semana a los compañeros de Probit (Profesionales de las Bibliotecas de Tenerife), un grupo que nació en el año 2011 entre compañeros de profesión y está formado actualmente por diez personas cuyo objetivo principal  es reivindicar el papel de las bibliotecas en la isla de Tenerife.
Lecturas Archivadas: ¿Qué es Probit y quiénes forman parte de ella?
Probit: Surge fruto de la necesidad de crear una Asociación del Personal Bibliotecario en Tenerife para aunar fuerzas dando lugar a un espacio de reunión y debate en torno a la realidad de las bibliotecas de la isla, conociendo a todo el personal que está al frente de ellas para tratar de conseguir su implicación en este proyecto que se ponía en marcha en 2011, en una cafetería de La Laguna. 
Desde entonces nuestro objetivo ha sido que Probit se constituya como Asociación para tener un marco legal definido, organizada de manera democrática y sin ánimo de lucro cuyo fin es impulsar y contribuir en el desarrollo profesional de los bibliotecarios de la isla y, sobre todo, promocionar el papel y el trabajo que desempeñan las bibliotecas públicas cada día.
Durante todos estos años Probit ha estado abierto a nuevas incorporaciones que quieran colaborar en este proyecto, funcionando de manera asamblearia para planificar los proyectos que, durante estos últimos años, hemos llevado a cabo. Actualmente, el grupo coordinador de Probit está formado por diez personas, que actúan como un grupo encargado de planificar las distintas actividades. Esas personas son las siguientes: Isabel Bacallado, Fernando Rodríguez Contreras, Zulaika Navarro, María Cruz, Paqui Cazorla, Irene Estrada, Yurena González, Cristina Ginovés, Paqui Rivero y Francisco Javier León.
L.A.: Una interesante propuesta, ¿Cuáles han sido hasta la fecha las actividades que desarrolla?

P: Podemos agruparlas en tres apartados bien diferenciados que demuestran el nivel de implicación directo y constante hacia nuestra profesión y la sociedad canaria: 
  • Formativa: para cubrir parte del déficit por el que pasan los profesionales de las bibliotecas, creamos en 2012 lo que denominamos “Seminario de Retos en las Bibliotecas”, un marco ideal para compartir experiencias entre distintos compañeros y formarnos en diversas materias relacionadas con nuestro trabajo a través de charlas formativas de carácter práctico en las que también han participado distintas personas que no están trabajando en bibliotecas con inquietudes sobre esta profesión.
  • Comprometida: creamos, ese mismo año, las “Jornadas BiblioSolidarias de Tenerife”, un proyecto vinculado anualmente al Día Internacional de las Bibliotecas (24 de octubre) y que tiene como eje vertebrador la solidaridad desde las bibliotecas. El objetivo es hacer visible el papel de las bibliotecas en nuestra sociedad, demostrando el papel relevante que juegan en el marco social y cultural.
  • Reivindicativa: objetivos básicos de Probit han sido defender nuestra profesión y mostrarnos involucrados y activos en todo cuanto le concierne. Distintas son las protestas llevadas a cabo y siempre de la mano de los compañeros de Gran Canaria (Abigranca) primero con “No más recortes en las Bibliotecas” y, en los últimos meses, el “Rechazo a la imposición del pago por préstamo en las Bibliotecas Públicas”.


Pero, además, desde Probit hemos querido durante estos años ser reivindicativos con el trabajo que se hace en las Bibliotecas de Tenerife. Queríamos hacer visible su quehacer no sólo en Canarias sino también en la Península e Hispanoamérica. Fruto de este objetivo es el nacimiento y activo mantenimiento de nuestros perfiles sociales (Facebook, Twitter, Google+ y Pinterest) y, también nuestro Blog al que le dedicamos mucho tiempo en difundir numerosos y variados programas de Animación y Fomento a la Lectura llevados a cabo en las Bibliotecas Canarias contando, además, con la implicación de los propios bibliotecarios para tal fin. 

L.A.: Hace poco han organizado las III Jornadas Bibliosolidarias, con el apoyo de varias bibliotecas canarias, ¿cómo ha sido la experiencia? 

P: Sí, las III Jornadas BiblioSolidarias, desarrolladas del 20 al 25 de octubre, este año tuvieron un componente excepcional de gran repercusión debido a que participaron bibliotecas de otras islas.
Este año las III Jornadas Bibliosolidarias de Tenerife han tenido una gran repercusión dado que, otro año más, Probit las plantea en torno a problemas sociales que afectan a nuestra ciudadanía. Por ello coordinamos unas jornadas entre el 20 y el 25 de octubre centradas en potenciar la solidaridad con el Patrimonio Natural de Canarias en unos momentos en los que se está viendo muy afectado el equilibrio de nuestro ecosistema ante la inminente amenaza de prospecciones petrolíferas en nuestras aguas. Por ello, las bibliotecas durante esa semana ejercieron un papel de conciencia social y medioambiental sumándose al debate y ofreciendo a la ciudadanía todo tipo de  información mediante la realización de charlas y talleres organizados en las veinte bibliotecas participantes. 
Otro aspecto que destacamos de estas III Jornadas Bibliosolidarias es que, por primera vez, invitamos a bibliotecas de otras islas y aceptaron algunas el reto de llevar las jornadas en sus bibliotecas. Es el caso de la Biblioteca Pública de Arucas,  la Biblioteca Pública Agustín Ramírez Alemán, la Biblioteca de Ingenio y la Biblioteca Pública de Corralejo. Además, también por primera vez, Probit consigue llevar las jornadas a una Biblioteca Escolar (Colegio Alemán de Santa Cruz de Tenerife), llevarlas a una biblioteca privada (Real Sociedad Económica Amigos del País de Tenerife) y, por si fuera poco, llevarlas también a la Biblioteca de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agraria de la Universidad de La Laguna. 
Sin duda, todo una serie de motivos que nos hacen pensar que las Jornadas Bibliosolidarias de Tenerife aún tienen mucho futuro y que seguirán dando mucho de qué hablar en el panorama de las Islas.
En la actualidad, estamos inmersos en una campaña directa contra el mencionado canon bibliotecario, realizada de manera conjunta con la Asociación de Bibliotecarios de Gran Canaria (Abigranca) a la que esperamos que se sumen compañeros de otras Islas. 
Compartir: