Fuente: autonomosyemprendedor.es

Interesante artículo sobre la repercusión negativa que ha tenido la subida del IVA en el sector de las clínicas veterinarias, puesto que el Gobierno aumentó del 8% al 21% el gravamen de sus servicios y de los fármacos que recetan en septiembre de 2012, y lo ha mantenido en ese nivel pese a que el Congreso acordó en el año 2016 pedir su rebaja al 10%.

De hecho, las visitas a las clínicas veterinarias -principalmente las preventivas- se han reducido un 35% de media, explica Manuel Reinoso, vicepresidente de la AEVET (Asociación Española de Veterinarios).

Además, el Informe sobre la situación socioeconómica y laboral del sector veterinario de animales de compañía en España, elaborado por CEVE (Confederación Empresarial de Veterinarios de España), apunta que este descenso se habría traducido en una caída del volumen de negocio del 11,82% y el aumento de la precariedad laboral. Según se extrae del documento, sólo entre 2012 y 2013 la tasa de estabilidad en el empleo cayó un 7,22% y el número de trabajadores eventuales aumentó cerca del 44%.

A la vista de estos datos el sector reclama al Gobierno que aplique el tipo reducido de IVA del 10%, tal y como se recogió en la Proposición No de Ley (PNL) aprobada en el Congreso de los Diputados en octubre de 2016

Otro problema que está afectando gravemente a este sector es la expansión de las franquicias de clínicas veterinarias, a menudo controladas por fondos de inversión, que pueden hacer desaparecer casi 6000 clínicas tradicionales.

Artículo del diario digital Público sobre las franquicias veterinarias: Los veterinarios alertan de la “muerte” de las clínicas tradicionales frente a las franquicias”

 

 

Compartir: